Proceso de dibujo (Por un Puñado de Dracmas)

¿Cómo ha sido el proceso de dibujo del cómic Por un Puñado de Dracmas?

Comentaba el otro día cómo estaba acabando de entintar una ilustración para la página de respeto del cómic Por un Puñado de Dracmas (Grafito Editorial, proximamente) y creo que podría ser interesante mostrar aquí las diferentes etapas del proceso…

Boceto previo.

El dibujo en cuestión es una ilustración para la página de respeto (la primera página tras la portada, antes de la página de créditos), por lo tanto debería tener algo de espacio arriba por si se quiere poner el título, o una dedicatoria.

La cosa empieza por uno o varios bocetos para mostrar al editor y que éste proponga cambios de creerlos necesarios. En este caso envié un único boceto que fue aprobado sin cambios (hay que decir que esta ha acostumbrado a ser la tónica en mi trabajo con Grafito).

Dibujo a lápiz

Una vez aprovado el boceto, se hace un dibujo a lápiz. Aunque en este caso me ceñí mucho al boceto, puede acabar dándose alguna variación con respecto a éste (cosas que pasan: a veces se te ocurre una buena idea con la cosa ya avanzada).

Dibujo a tinta

Y posteriormente se pasa a tinta, acentuando las sombras para darle profundidad y definiendo las texturas de los fondos.

O, como dirían en «Persiguiendo a Amy», se calca…

Por un Puñado de Dracmas: acabando flecos…

Acabando flecos me encuentro: «Por Un Puñado de Dracmas» (cómic próximamente en su librería de confianza, o en la web de Grafito Editorial) ya está acabado. Aún así faltan varios detalles por finalizar, como por ejemplo las diversas ilustraciones que llevará el álbum (contraportada, página de créditos, etc.).

Y eso es lo que estoy haciendo en estos momentos, como esta ilustración para la página de respeto:

¡»Por un Puñado de Dracmas» acabado!

¡Acabado! «Por un Puñado de Dracmas», cómic que próximamante vas a poder leer de la mano de Grafito Editorial, ¡Ya está dibujado en su totalidad después de más de un año de trabajo!

Son 128 páginas a lápiz y tinta que, ahora, falta acabar de colorear. La colorista, Ruth O’Leary, está haciendo un trabajo estupendo que muy pronto podréis encontrar en vuestras librerías de confianza.